papeleria-corporativa

Consejos para diseñar papelería corporativa profesional

La papelería corporativa es un instrumento que nos ayuda a dar a conocer nuestra imagen de marca a nuestros clientes y además a extenderla a lo largo del mercado. Si una empresa no invierte en papelería corporativa, seguramente sus competidores no tardarán en dejarle atrás.

En este campo nos encontramos algunos elementos básicos como sobres en diferentes tamaños, diseños de papel de carta, carpetas, tarjetas de visita, albaranes, pegatinas, etiquetas, contratos y formularios, CDs y DVDs, así como recursos similares.

Empresas especializadas en la impresión de papelería de empresa como Flyeralarm reconocen la importante labor de las técnicas de impresión más avanzadas para lograr que la imagen corporativa de cualquier marca o empresa alcance una dimensión especial, causando la mejor impresión posible tal solo con ver su logotipo impreso en todo tipo de formatos.

Tips para diseñar papelería corporativa profesional de nivel

Consistencia e integración

Es importante que en los recursos anteriores se integre el propio logotipo o aquel elemento que se va a identificar desde el primer momento con nuestro negocio. Todos los criterios se deben de considerar: desde el color, la tipografía, el papel que se va a utilizar. La idea es conseguir una sensación de uniformidad que ayude a entender al usuario que somos la mejor opción para él.

La importancia de la distribución de la información

Tenemos muchos datos que ofrecer, pero poco espacio en el que poder hacerlo. Por ello, es muy importante distribuir la información de la forma adecuada: necesitamos contar justo lo necesario para no aglomerar el texto.

Para el ojo humano son muy importantes los espacios en blanco. Evitan que el cerebro se pueda llegar a estresar, lo que hará mucho más fácil que el cliente se sienta interesado por lo que le vamos a ofrecer.

Adaptación del diseño

Si vamos a crear diferentes formatos para una misma campaña de publicidad, es crucial comprobar que todos los elementos se han ajustado bien. No utilizaremos el mismo tamaño de letra para un gigantesco cartel que para un folleto.

También es posible que tengamos que cambiar de elementos gráficos, así como de algunos detalles importantes. No obstante, nos remitimos al punto de la uniformidad: puede haber variaciones, pero siempre tienen que ser mínimas. Es la única manera de diseñar una imagen de marca que realmente se pueda llegar a recordar.

Calidad de la impresión

Tendremos un problema, si aunque hayamos respetado todas las máximas anteriores, no somos capaces de conseguir una óptima calidad de impresión. Necesitamos controlar la calidad tanto del papel, como de los materiales que se van a usar (impresoras), así como la tinta. Un recurso publicitario de baja calidad no es lo que el cliente está buscando ni mucho menos.

Sin embargo, si apostamos por la máxima calidad, ganaremos puntos en base a nuestros clientes potenciales y afianzaremos a los que ya hemos consolidado.

Con estos consejos, diseñar recursos gráficos corporativos no va a tener.

The following two tabs change content below.

C R O Z

Revista on-line donde los temas más importante a tratar son: deportes, tecnología, política y motor. Bienvenido a nuestro hogar croz.fm.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *